Grupo

Lavado electrolítico de Steuler (Steuler Electrolyte Purification "SEP")

Para el pretratamiento en plantas de decacapo de alambres de acero inoxidable se emplea con frecuencia un proceso de decapado electrolítico utilizando una solución de aprox 20% de sulfato de sodio. Los electrolitos por sí mismos no se consumen durante este proceso. Metales como el hierro (III), niquel (II) y cromo (III) son precipitados en la solución neutral como hidróxidos de metales. Para conseguir una mayor vida útil de los electrolitos, los compuestos de cromo (VI) originados por la oxidación, que no  pueden eliminarse directamente como sólidos suspendidos, tienen que ser eliminados de los electrofiltros. Esto se consigue con ayuda del proceso de Steuler Electrolyte Purificaction (SEP) a través de la reducción de cromo (VI).

  • Altos índices de recuperación de los electrolitos neutros
  • Ahorro de costes operativos mediante la reducción de la producción de lodos a eliminar en la planta de tratamiento de aguas.
  • Diseño sencillo de la planta y la utilización de equipos probados en campo

Descripción del proceso:

El proceso de reducción está basado en la  reducción de cromo (VI) usando agentes reductores como peroxido de hidrógeno o bisulfito de sodio con un valor ph bajo. En primer lugar se lleva a cabo una adición de acído sulfúrico con pH medido para reducir el pH. Al mismo tiempo se dosifica el agente reductor y se controla el pH para reducir el cromo (VI) a cromo (III)

A continuación el líquido es neutralizado, utilizando hidróxido de sodio y los metales disueltos son precipitados como hidróxidos de metal. Después, las partículas formadas son floculadas, sedimentadas y deshidratadas en un filtro prensa.

La sosa caústica/ hidróxido de sodio y el ácido sulfúrico añadido forman una nueva solución electrolítica para compensar las pérdidas en el agua de la torta de filtración y las perdidas por arrastre sobre la superficie de banda.